la dieta de la información

La información que consumis es como la comida, tenés que darte tiempo para digerirla.

Vengo de un finde desconectadísima! El viernes me fui al bosque sin celu, el sábado trabajé un poquito a la mañana (pues #adulting) y apagué todo. Dormí un montón, descansé un montón. Fui a caminar, leí el libro que tenemos para el club de lectura en Patreon, limpié mi casa y hasta hice “nada”. El tiempo pasó más lento a mi sentir, las cosas las pensaba en función de lo que estaba pasando en el momento: ni una hora más, ni una hora menos.

Qué tiene que ver esto con la información? Me di cuenta que estoy ABRUMADA de la cantidad de información que consumo, todo el tiempo estoy viendo algo más, leyendo algo más, escuchando algo más y mi pregunta es qué pasaría si empiezo a tratar la información como trato mi comida?

No tengo una gran relación con la comida (ya que millenial bombardeada de estándares de belleza incumplibles, although esa es una discusión para otro momento) pero me doy cuenta que no voy por la vida llenándome la boca de comida hasta que no doy más. Me gusta prepararla, me gusta saborear lo que como, me gusta darme el tiempo para disfrutarla, me gusta crear un ritual.

La información que consumimos también merece que uno se de el tiempo para saborearla, para disfrutarla, merece un ritual. Hay tanto en tu plato: todo el mundo está creando algo, ofreciendo algo, todo el mundo quiere tu atención. Qué pasa si te rebelás y te haces el ritual de tratar la información como la comida? Qué pasa si te desconectas por completo y te distancias de todo lo que consumis para después ver lo que tenés ganas de saborear?

Date espacio, date tiempo y recuperá tu atención. Desconectá del mundo para conectarte con eso que te importa, con eso que querés saborear. Desconectá de todo para conectarte con vos.

Cologne, Germany

16-nov-2020

Published by Wan

Creative Human Being http://wanraitelli.de/hellothere

Create your website with WordPress.com
Get started